miércoles, 4 de enero de 2012

Brindis


Brindo por tu egoísmo y mi honestidad.
Por los besos más dulces y los momentos más incómodos.
Brindo por tus vueltas y mi cansancio.
Por las lágrimas y los silencios.
Brindo por tu convicción y mi insensibilidad.
Por los abrazos y los gritos.
Brindo por esos ojos que me pierden y por mi sentido de orientación.
Por los malentendidos y las llamadas.
Brindo por tu comodidad y mi desorden.
Por la insistencia y la rutina.
Brindo por los detalles y por lo insuficiente de algunos esfuerzos.
Por el descarte y la resignación.
Brindo por el autoconocimiento y las certezas que fallan.

Por nosotros.

1 comentario:

  1. Detrás de la superficie, de lo aparente, se esconde lo verdadero, lo más puro y básico. Salir de la cueva no es fácil, cuesta vida. Pero con convicción, dulzura, insistencia, detallismo,decisiones o descartes, conocimiento y sobre todo honestidad... Yo creo que se tienen las de ganar.Lo demás, es historia.

    ResponderEliminar